Pensando en tomar un buen vino ... 🍷→

Logo Luxury Shop Wines

Abadía de San Quirce Crianza

13,60 

Abadía de San Quirce Crianza es un vino que destaca por su excelente relación calidad-precio, combinando con maestría todas las características que se esperan de un buen crianza: es amigable al paladar, bien equilibrado y repleto de aromas intensos y agradables.

Es un ejemplo clásico de los vinos de la Ribera del Duero y una opción imprescindible para los aficionados a los caldos de esta emblemática región castellana.

Presentación

Graduación

Tipo de uva

Max. Puntuación Peñín

Información sobre Abadía de San Quirce Crianza

Variedades:

Tempranillo 100%

Características:

Abadía de San Quirce Crianza es un vino tinto monovarietal elaborado con la variedad de uva Tempranillo. Tiene una graduación alcohólica del 14.5% vol. y está elaborado por la Bodega Abadía de San Quirce. Pertenece a la Denominación de Origen (DO Ribera del Duero).

Elaboración:

Los viñedos se encuentran plantados en vaso en la región de Gumiel de Izán, a una altitud que supera los 800 metros sobre el nivel del mar. Con una edad promedio de 35 años, estos viñedos crecen en suelos mayoritariamente calizo-arcillosos y un clima de tipo continental. La producción alcanza los 4.100 kilogramos por hectárea, con una vendimia que se realiza de forma manual para asegurar la calidad de las uvas.

En la bodega, los racimos son despalillados y seleccionados manualmente para su fermentación en depósitos de acero, controlando cuidadosamente la temperatura. Tras este proceso, el vino envejece durante aproximadamente 12 meses en barricas de roble francés, adquiriendo así sus características distintivas. Finalmente, antes de su comercialización, el vino pasa por un largo periodo de embotellado para su afinamiento y óptima presentación en el mercado.

Cata:

Se presenta con una capa media-alta, este vino muestra un intenso color rojo picota que resulta limpio y brillante a la vista.

En la nariz, se perciben una amplia gama de matices frutales y sutiles notas de crianza. Destacan los recuerdos de frutos silvestres, minerales como el grafito y el hierro, así como aromas de monte bajo que se entrelazan con toques de maderas finas y hoja de tabaco.

Al probarlo, presenta una estructura tánica bien definida, transmitiendo una sensación de firmeza sin llegar a ser rústica. Su equilibrio, sabrosura y amplitud lo convierten en una experiencia sensorial completa.

Opiniones Abadía de San Quirce Crianza

No hay valoraciones aún.

Sé el primero en valorar “Abadía de San Quirce Crianza”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *